¿Qué és el SMTP?

Protocolo simple de transferencia de correo

El SMTP (Simple Mail Transfer Protocol o Protocolo para Transferencia Simple de Correo) es un protocolo de comunicación que permite el envío de correos electrónicos en internet. Pero, para muchos de nosotros, no tiene nada de simple: es otro término técnico que se entiende muy vagamente. En realidad, el SMTP es parte de una tecnología que muchos de nosotros usamos en la actualidad de forma habitual.

Este protocolo se asocia normalmente con otros como POP3 o IMAP, siendo SMTP utilizado para el correo de salida y POP3 o IMAP utilizado para el correo entrante.

Para ser un poco más claro, usted al momento de enviar un correo electrónico utiliza como medio un servidor SMTP que es el encargado de hacer llegar el correo a su destino, lo podemos comparar con el servicio postal, para hacer entrega del correo necesitamos de tres datos importantes el origen, el destino y el medio que es el servidor SMTP.

Qué sucede cuando usted envía un email? El proceso de entrega del email es en realidad muy similar al correo clásico: un sistema organizado se encarga de transportar su mensaje a lo largo de una serie de pasos y deposita el mismo en su destinatario. En este proceso, el servidor SMTP es simplemente una computadora que ofrece un servicio de SMTP, la cual actúa más o menos como un cartero electrónico. Una vez que el mensaje ha sido entregado al servidor, este se encarga de concretar la entrega a sus destinatarios.

Básicamente, el viaje de un mensaje desde su computadora hasta su lector se realiza de la siguiente forma:

  1. Usted envía un email con su cliente de email de escritorio o vía web desde su propia dirección de correo (por ejemplo nombre@gmail.com) a un contacto determinado (por ejemplo nombre@yahoo.com). En la jerga, el cliente de email de escritorio o servicio webmail es denominado MUA – Message User Agent (Agente de Mensaje de Usuario).
  2. El mensaje es enviado generalmente utilizando el puerto 25 a un servidor SMTP (por ejemplo smtp.servidor.com) el cuál es configurado en su cliente de correo y actúa como MTA – Message Transfer Agente (Agente de Transferencia de Mensaje).
  3. El cliente y el servidor comienzan una breve “conversación” en donde el servidor verifica toda la información respectiva a la transmisión del mensaje (remitente, destinatarios, dominios, etc.). Tenga en cuenta que el lenguaje SMTP define sólo la transmisión del mensaje, y no observa el contenido del cuerpo del mensaje.
  4. Luego, si el dominio al cual pertenece el destinatario pose su cuenta directamente conectada al servidor, el email es entregado inmediatamente. En caso contrario, el servidor SMTP entrega el mensaje a otro servidor más cercano al destinatario (en la jerga, estos pasajes se denominan entregas). En nuestro mensaje, el servidor web se conecta con el servidor de Dominio, el cual (si todo es correcto) recibe el email y lo almacena.
  5. Qué sucede si el servidor del destinatario se encuentra caído u ocupado? El servidor SMTP simplemente entrega el mensaje a un servidor de backup: si ninguno se encuentra disponible, el email es encolado y se reintenta la entrega en forma periódica. Después de un periodo determinado, si la entrega no es exitosa, el mensaje es retornado como no entregable.
  6. Si no hay problemas, el segmento final es controlado por POP, otro protocolo que recoge el email desde el servidor receptor y lo coloca en la bandeja de entrada del destinatario.

En la siguiente infografía vamos a ver, de forma simplificada, la explicación del proceso de un envío de email por SMTP.

Cabe destacar, de todas formas que los servidores SMTP utilizados al enviar sus “email normales” – por ejemplo aquellos asociados a proveedores tales como Hotmail, Gmail, Yahoo – son compartidos entre muchos usuarios con direcciones IP no dedicadas, es decir compartidas.

Esto significa que usted podría terminar utilizando una dirección IP que también ha sido utilizada por un spammer: un hecho que puede afectar en forma negativa la capacidad de entrega de sus mensajes. También, estos proveedores utilizan límites estrictos en la cantidad de emails que usted puede enviar (por ejemplo, Yahoo limita a 100 emails por hora).

Es por ello, que si usted planea enviar correos masivos o realizar una campaña de emails, recomendamos utilizar un servicio de entrega profesional.

 

You May Also Like

About the Author: admin